Con el tiempo aprendemos que no hay atajos para el triunfo

Con el tiempo aprendemos que no hay atajos para el triunfo.
Una de las verdades escondidas de la vida es el hecho de que la
 senda para el premio es siempre más valiosa que el premio mismo.
  Los atajos nos roban las valiosas lecciones que debemos
 aprender  por el camino.  Debemos decir no cuando se
 nos presentan opciones para tomar un atajo, es decir un
camino que no es de Dios.  Debemos ser persistentes y
 mantenernos en el camino en el que
 Dios no ha enseñado en su palabra.
 
Haced todo sin murmuraciones ni discusiones,
para que seáis irreprochables y sencillos,
 hijos de Dios sin mancha en medio de una
generación maligna y perversa, en medio
de la  cual resplandecéis como
 lumbreras en el mundo.

                                                                    Filipenses 2:14-15

Aquí puedes Comentar o Responder a esta Publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más 122,000+ Lectores

Síguenos y recibe contenido fresco cada día de elversículodeldía.com

Suscríbete!

Suscríbete, no te pierdas nuestras publicaciones.

YouBlessing

Log In

Or with username:

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.