Buen Día – Dile no al temor

En tiempos de noticias negativas y de situaciones retantes es fácil caer en el temor, la angustia y hasta la desesperación.
Hoy los noticieros solo se ocupan de las muertes, de las enfermedades y de las cosas negativas que pasan en el mundo.

Pero los hijos de Dios no basamos nuestra vida en las noticias generadas en esta tierra. Nos basamos en las buenas nuevas de la Palabra de Dios.
El temor es contrario a la fe. Te aseguro que, con Dios de tu lado, no hay nada que temer. Hay una fuerza en ti que es más poderosa que cualquier oposición.

David, quien es su juventud se enfrentó al gigante Goliat, escribió un poderoso verso, esto está en el principio del Salmo 27, que dice así, “El Señor es mi luz y mi salvación; ¿a quién podría yo temer?. El Señor es la fortaleza de mi vida; ¿quién podría infundirme miedo?” (RVC)

No importa cuán grande se vea ese enemigo, mayor es el que está en ti que cualquier cosa que venga en tu contra. Rehúsate a caer en el miedo, rehúsate a dejar que el temor te paralice.

Te recuerdo que Jesús dijo “no se angustien por el mañana, el cual tendrá sus propios afanes” (Mateo 6:34); y también dijo “La paz les dejo, mi paz les doy; yo no la doy como el mundo la da. No dejen que su corazón se turbe y tenga miedo”. Juan 14:27

Escucha esto, ni el enemigo, ni el mundo tienen la última palabra; Dios es quien tiene la última palabra. Y cuando depositas tu fe y confianza en Él, Él te dice como le dijo a Josué: “Esfuérzate y sé valiente”.

No lo dudes, el mundo trae las malas noticias, Dios trae la certeza de la bendición, que nos da paz y la protección para vivir confiados. Sea prudente, pero no viva con miedo.

Oremos “Amado Padre celestial, decido no angustiarme por las malas noticias, las cambio por la fe, confió en que tú eres mi luz y salvación. Gracias por tu paz, que sobrepasa todo entendimiento y que me aleja del temor de lo que ha de venir mañana, todo esto lo creo y lo declaro en el precioso nombre de Jesús. Amén”.

Versículo, “El Señor es mi luz y mi salvación;¿a quién podría yo temer?. El Señor es la fortaleza de mi vida; ¿quién podría infundirme miedo?” Salmos 27:1 (RVC)

Buen Dia
Juan C Quintero
www.buendiatodoslosdias.com

Aquí puedes Comentar o Responder a esta Publicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más 122,000+ Lectores

Síguenos y recibe contenido fresco cada día de elversículodeldía.com

Suscríbete!

Suscríbete, no te pierdas nuestras publicaciones.

YouBlessing

Log In

Or with username:

Forgot password?

Forgot password?

Enter your account data and we will send you a link to reset your password.

Your password reset link appears to be invalid or expired.

Log in

Privacy Policy

Add to Collection

No Collections

Here you'll find all collections you've created before.